CMF Global Citizen UN

Claretian Missionaries – PROCLADE Internazionale

Building a new world

Revisión del Pacto Global sobre Migrantes. ¿Dice algo nuevo? ODS 10, 17

por | May 25, 2022 | 2030 Agenda, Gente, Partners | 0 Comentarios

Revisión del Pacto Global sobre Migrantes. ¿Dice algo nuevo?

Miguel Ángel Velasco cmf

Miembro del Equipo Claretiano ante la ONU

Master in Development S. and Diplomacy. UNITAR

Simplemente datos

Los datos son estremecedores. En 2020, 82,4 millones de personas estaban forzadamente desplazadas. El 18 de junio de 2021, estas eran las cifras desglosadas:  20,7 millones refugiados bajo el mandato de ACNUR, 5,7 refugiados palestinos, bajo el mandato de UNRWA; 40 millones desplazados internos en sus países; 4, 1 millones solicitantes de asilo. En esa misma fecha del 18 de junio, la distribución por países era la siguiente: 6,7 millones, sirios; 4 millones, venezolanos; 2,6 millones, afganos; 2,2, millones sudaneses del sur; 1,2, millones de Myanmar; 7,9 millones de otras nacionalidades o sin nacionalidad definida.

Los principales países de acogida: Turquía (3,7 millones), Colombia (1,7 millones), Pakistán (1,4 millones), Uganda (1,4 millones), Alemania (1,2 millones). Se considera que en la actualidad hay 82,4 millones de personas se han visto obligadas a abandonar sus hogares; 26,4 millones, de ellos, son refugiados, más de la mitad menores de 18 años. 22 de mayo de 2022, la ONU anuncia que el número de desplazados en el mundo ha alcanzado el récord de 100 millones.

La ONU comienza a encauzar el problema

Los Diálogos de Alto Nivel sobre Migración Internacional y Desarrollo de 2006 y 2023, dieron como resultado la convocatoria de la Cumbre de las Naciones Unidas para Refugiados y Migrantes, en Nueva York (2016). Esta “Cumbre de Nueva York sobre Migrantes y Refugiados” contiene las bases de lo que serán los Pactos Mundiales sobre Migración (Marrakech, 2018) y Refugiados (Nueva York, 2018).

La Declaración de Nueva York (2016) distingue la condición de refugiados de la de los migrantes. La legislación internacional sobre refugiados estaba, en realidad, mucho más desarrollada que la de migrantes debido a que el drama de los refugiados tuvo que ser abordado durante las dos guerras mundiales. El primer documento de legislación internacional sobre refugiados fue la “Convención sobre el Estatuto de los Refugiados” (1951). La Declaración de Nueva York (2016) aborda tres urgencias: establecer los derechos fundamentales de todos los desplazados; definir las líneas de trabajo de un estatuto para los migrantes y modificar el estatuto, ya existente, para los refugiados. Con la Declaración, quedan reconocidos y fundamentados los derechos de migrantes y refugiados; Quizá uno de los párrafos más significativos es este que transcribo:

«Reafirmamos los propósitos y principios de la Carta de las Naciones Unidas. Reafirmamos también la Declaración Universal de los Derechos Humanos y recordamos los principales tratados internacionales de derechos humanos. Reafirmamos y protegeremos plenamente los derechos humanos de todos los refugiados y migrantes, independientemente de su estatus; todos son titulares de derechos. Nuestra respuesta demostrará el pleno respeto al derecho internacional y a las normas internacionales de derechos humanos y, en su caso, al derecho internacional de los refugiados y al derecho internacional humanitario.»

La Declaración presenta los principios que conducirán a los dos pactos mundiales, en dos anexos: Anexo I, “Marco de respuesta integral para los refugiados”; Anexo II “Hacia un pacto mundial para la migración segura, ordenada y regular”.

El Pacto mundial por la migración

En 2018 se aprueba el “Pacto mundial para una migración segura, ordenada y regular”, el Pacto de Marrakech sobre migrantes. Votaron NO: Estados Unidos, República Checa, Hungría, Polonia; se abstuvieron: Argelia, Australia, Austria, Bulgaria, Chile, Italia, Libia, Liechtenstein, Rumanía, Suiza, Singapur; se ausentaron de la sala: República Dominicana y Eslovaquia; el resto votaron sí

Entre los 23 objetivos cabe destacar los siguientes compromisos que tomo literalmente de la página de la ONU, la negrita es mía:

  1. Reforzar la elaboración de políticas basadas en datos y derechos humanos y el discurso público sobre la migración;
  2. Reducir al mínimo los factores adversos de la migración, incluida la lucha contra la pobreza y la discriminación, y abordar los desplazamientos relacionados con el clima y las catástrofes;
  3. Garantizar los derechos de los inmigrantes a la información y a la identidad legal;
  4. Ampliar y diversificar la disponibilidad de vías para una migración segura, ordenada y regular, teniendo en cuenta las necesidades particulares de los migrantes en situación de vulnerabilidad;
  5. Proteger el derecho al trabajo decente y otros derechos laborales de los inmigrantes;
  6. Abordar y reducir las vulnerabilidades y las violaciones de los derechos humanos en el contexto de la migración;
  7. Proteger el derecho a la vida en el contexto de la migración;
  8. Combatir el contrabando y la trata de personas, protegiendo al mismo tiempo los derechos humanos de las personas que han sido objeto de contrabando o trata;
  9. Respetar los derechos humanos en las fronteras y llevar a cabo un examen, una evaluación y una derivación de los migrantes basados en los derechos humanos;
  10. Proteger el derecho a la libertad y a no ser detenido arbitrariamente, incluso dando prioridad a las alternativas a la detención de inmigrantes;
  11. Garantizar el derecho de los inmigrantes a acceder a los servicios básicos, como la sanidad, la educación y el apoyo social, sin discriminación;
  12. Eliminar la discriminación y luchar contra la incitación al odio y la xenofobia;
  13. Mantener las prohibiciones de expulsión colectiva y expulsión para todos los migrantes, garantizando que el retorno sea seguro y digno y que la reintegración sea sostenible.

En la Cumbre de Marrakech se crea de un foro de revisión del cumplimiento del acuerdo; se reúne cada cuatro años. Del 17 al 20 de mayo de 2022, ha tenido lugar el I Foro de Examen de la Migración Internacional 2022.

Revisión del cumplimiento del Pacto Mundial de Marrakech sobre migración

Durante la semana que ha durado el evento, expertos de la ONU, representantes de los Estados y representantes de la ONG y Organizaciones involucradas (Stakeholders), hemos estado dialogando y escuchando las tomas de postura de cada uno. El documento que se sometió a votación fue preparado por los servicios internos de Naciones Unidas, la Sociedad Civil con un número importante de ONG basadas en la fe y, por supuesto, por los representantes de los Estados. No se pretendía elaborar un nuevo “Pacto Global sobre Migraciones”, sino realizar un diagnóstico de su implementación, clarificar algunos conceptos y perfilar metodologías de compromiso. En las exposiciones de la Sociedad Civil, Stakeholders y ONG abundaron las críticas por el incumplimiento de muchos de los puntos recogidos en el Pacto. Los representantes de los estados, como es habitual, presentaron los grandes avances realizados en su país respectivo y críticas al incumplimiento de otros estados no pertenecientes a su “órbita”.

El documento final de Revisión del Pacto, fue aprobado por una gran mayoría, aunque, como suele suceder, hubo un número de países que no aprobaron el documento.

Conclusiones:

Las cumbres sobre migrantes y refugiados están creando un conjunto de normas y orientaciones que indican hacia donde se dirige el Derecho Internacional en temas de Migración y Refugiados. Las cifras de tragedias personales por la migración obligada ofrecidas al principio de este artículo son aterradoras; ante esta situación todo parece ir con excesiva lentitud.

Es necesario tener en cuenta que un tratado aprobado por mayoría, aunque sea cualificada, en la Asamblea General de la ONU, necesita la ratificación del sistema legislativo de cada país. Por esta razón podemos encontrar tratados internacionales que no son de obligado cumplimiento en determinados países, al no han sido aprobados por sus órganos legislativos. Incluso encontramos, con cierta normalidad, países que han incluido en sus legislaciones tratados internacionales y no los cumplen.

La ONU está realizando un gran esfuerzo para clarificar los derechos de los migrantes y la obligación de todos los países de defenderlos; pero el orden mundial debe funcionar mejor. No basta con celebrar cumbres o aprobar documentos; el orden internacional basado en el cumplimiento de los tratados internacionales está entrando está sometido a un serio cuestionamiento. También, respecto a migrantes y refugiados, necesitamos un cambio en la Gobernanza y algún nuevo tipo de Gobierno mundial. Los principios sobre los “desplazados forzosos” están cada día más claros, pero no se cumplen en muchos casos.

La cumbre de la ONU sobre migraciones no trajo novedades especiales, ni en fondo ni en forma; lo fundamental está claramente dicho en el Pacto Global; lo que hace falta es llevar a la práctica el Pacto y que lo asuman todos los países. Es cierto que, estas cumbres, nos sirven para no olvidar lo que ya se ha aprobado como norma mundial.

Miguel Ángel Velasco cmf

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.